Conoce

Remedios con acanto para heridas, psoriasis, llagas y más

  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram

 


El acanto es una planta herbácea vivaz, caduca, de hojas radicales, pecioladas y largas.

Las basilares son anchas, profundamente recortadas, brillantes y vellosas por el envés, y de color verde oscuro. Las flores son grandes y tuberosas, de color blanco y a veces rosa, dispuestas en espiga larga al extremo de un escapo vigoroso y recto.

Despiden un aroma agradable. Florecen entre mayo y julio. Da un fruto capsular dehiscente. La altura puede pasar del metro.

Esta planta se localiza en el área mediterránea en terrenos húmedos y sombríos, prados, terrenos baldíos y orillas de arroyos. Cultivado también en parques y jardines.

 

Propiedades curativas

Para fines curativos, se usan las hojas y las raíces frescas. Éstas tiene propiedades astringentes, cicatirzantes, emoliente, depurativo y vulnerario.

Las raíces contienen mucho mucílago, y las hojas menos; lleva también clorofila, resinas, toninos, glúcidos, sales minerales, ácidos orgánicos y, en pequeña cantidad, principios amargos.

Se ha empleado, en forma externa, en remedios naturales, desde hace siglos, para heridas, llagas, úlceras cutáneas, psoriasis, grietas, rozaduras, etc.

Igualmente, se ha usado, de forma interna, en menor escala, para combatir la diarrea, pérdida de apetito y limpiar el sistema respiratorio cuando se sufre de bronqutis, gripe y tos ferina.

 

Remedios populares

Remedio con acanto para inflamaciones de la boca, heridas, llagas y úlceras cutáneas Hervir  50 g de las hojas y las raíces frescas de acanto en 1/2 de agua por 15 minutos. Dejar reposar otros 15 minutos y luego colar. Para rebajar la inflamación de la boca y garganta se hacen enjuagues con el líquido tibio varias veces. Se procura hacer el último enjuague o gargarismo antes de acostarse por la noche.

Remedio con acanto para eccemas Lavar un par de hojas de la planta y ponerlas en un recipiente. Triturarlas bien hasta extraer el máximo jugo posible de ellas. Hoy en día se utilizan exprimidores y luego el zumo se pasa a un frasquito.  Aplicar poniendo unas gotas sobre la zona afectada  y a continuación se efectúan unas fricciones suaves.

Remedio con acanto para psoriasis  Hervir un puñado de hojas de acanto en un litro de agua y hervir hasta que llegue al punto de ebullición.  Luego retirar del fuego, dejar refrescar y humedecer un paño con esta infusion y luego aplicar, a modo de compresas, sobre el área afectada. Se cambian 2 o 3 veces al día.

Remedio con acanto para la falta de apetito: Machacar un puñado de hojas de verdes de acanto hata lograr extraer su jugo y beber 1 cucharada media hora antes de las comidas

Remedio con acanto para las grietas en los pies o en los senos y heridas y rozaduras en los pies Se recoge una hoja grande. Se corta en trozos y se le agrega 1 litro de agua caliente. Se machacan las hojas con el agua. También se puede hacer triturando primero la planta y añadiendo luego el agua. Después de mezclar y machacar los ingredientes durante 10 minutos, el remedio está listo para ser usado.

Para su aplicación se toma un baño de pies, procurando que llegue hasta el tobillo, durante 15 minutos. La primera cura se realiza por la noche. Por la mañana, antes de emprender la peregrinación del día, se toma otro baño con la misma agua (que contendrá todavía las hojas de acanto) de la noche.

 

 

Conozca también

Remedios para las aftas o llagas en la boca

Remedios para los eccemas

Remedios para la falta de apetito

infusiones medicinales


  


Te puede interesar

Recursos humanos y empleo

consultorio esoterico

Remedios de jugos curativos

Belleza natural

loading...

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*