Conoce

Remedios con fumaria para adelgazar, acné, colesterol y más

  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram



La fumaria es una planta annual trepadora, perteneciente a la  familia de las papaveráceas; originaria de Europa y norte de Africa.Actualmente, además de las zonas de origen, se encuentra también en Asia, América del Norte y Australia.

Esta planta puede llegar a medir hasta los 60 cm de altura; los tallos son erectos, ramificados y lisos.

Con respecto a sus hojas, éstas son alternas, compuestas con foliólos lanceolados, planos y de color verde.

Las flores, de color rosa con la punta de la corola roja, se agrupan en racimos formando espigas; tienen una forma tubular. Se desarrollan frutos redondeados que poseen un lado llano.

La fumaria ha sido utilizada desde la antigüedad. Plinio el Viejo explicaba que su nombre derivaba del hecho que sus hojas desprenden al recogerlas un olor muy similar al humo el cual produce un intenso lagrimeo y Dioscórides la recomienda para las afecciones hepáticas, especialmente para decongestionar el hígado y desintoxicarlo.

Los médicos árabes mencionaron la fumaria en númerosas ocasiones en sus tratados médicos del siglo X y los colonizadores la introdujeron en América como remedio intestinal. Se aplicaba a los recién nacidos en el cuero cabelludo para eliminar la costra láctea.

 

Propiedades curativas

La fumaria contiene fiavonoides, sales de potasio, algunos alcaloides como la fumarina, de acción antihistamínica (procesos alérgicos) y antiinflamatoria; principios amargos y mucílagos.  

La fumaria tiene propiedades colerèticas, antiespasmódicas, diuréticas y depurativas.  Por ello, resulta eficaz para los problemas en el hígado y  la vesícula biliar al facilitar la digestión de las grasas y alcoholes y combate el cansancio. Sus flores se pueden usar para dolores de cabeza ligeros.

Se puede usar, igualmente, para la hipertensión arterial y arterieesclerosis y como un suave diurético y laxante.

En cuanto a su uso externo o tópico, la fumaria se aplica para combatir trastornos cutáneos, como eczemas, alergias, acné (granos), llagas, furúnculos o úlceras. También se usa utilizar para reducir las hemorroides y para calmar dolores reumáticos.   Por sus propiedades emolientes, se usa mucho en productos cosméticos.

 

Remedios populares

Remedio con fumaria para el hígado y la vesícula biliar Machacar, mediante un mortero, la planta, previamente lavada, en un poco agua.   Exprimir la pasta obtenida con un paño de algodón. Después, reposar por 3 horas el jugo  resultante de forma tal que se depositen las partes sólidas abajo.  Filtrar con una tela fina. Tomar hasta 4 cucharadas en un día mezcladas con miel.

Remedio con fumaria para dolores de cabeza ligero y esporádicos Verter  en una taza de agua que esté hirviendo un puñado de flores secas de fumaria.  Tapar y dejar refrescar por 15 minutos.  Beber una taza.

Remedio con fumaria para el  reumatismo Sumergir en 8 litros de agua que esté hirviendo un puñado  de flores de fumaria.  Tapar y dejar refrescar sólo un poco (aproximadamente 2 minutos).  Empapar un paño con esta infusión y aplicar, aún caliente, sobre el área afectada.

Remedio con fumaria para las hemorroides  Hervir 50 g de fumaria seca en medio litro de leche por 5 minutos. Dejar reposar 10 minutos fuera del fuego. Una vez filtrado, empapar una bollita de algodón y colocar en la zona afectada.

Remedio con fumaria para las llagas y úlceras Hervir, durante 5 minutos, 1 cucharada de fumaria en media taza de agua. Dejar refrescar, colar y añadir 1 cucharada de vinagre y aceite de almendras.   Mezclar y empapar un paño limpio sobre las úlceras varias veces al día.

Remedio con fumaria para adelgazar Verter 1/2 cucharadita de flores de fumaria en una taza de agua que esté hirviendo.  Cubrir y dejar refrescar.  Tomar una taza de esta infusión 2 veces al día.

Remedio con fumaria para el acné: Mezclar, a partes iguales, zarzapariilla, fumaria y lúpulo y extraer 1 cucharada. Verter en una taza de agua que esté hirviendo.  Cubrir y una vez refresco, beber.  Tomar 2 tazas al día.

Remedio con fumaria para el sarpullido o miliaria rubra Verter un puñado de flores de fumaria en 1/2 litro de agua y hervir por 5 minutos.  Fitrar y beber una taza tres veces diarias. Este remedio también se puede emplear de forma externa.  Es decir, aplicándolo, mediante lavados o paños limpios empapados, sobre la zona afectada.

Remedio con fumaria para bajar el colesterol malo o LDL: Mezclar, a partes iguales, boldo y fumaria y extraer 1 cucharada.  Hervir en una taza por 5 minutos y colar.  Tomar  2 tazas al día.

 

 

Precauciones

La fumaria es un buen tónico del organismo, pero debe administrarse en forma interna sólo por unos días, ya que  disminuye el número de los glóbulos rojos (poliglobulia) en los casos donde es necesario.

 

Conozca también

Remedios para limpiar y depurar la vesícula

Té de kombucha: Remedio antiguo para muchas dolencias

Remedios para depurar el páncreas

Remedios para la limpieza del colon

Remedios para desintoxicar el hígado

Remedio para limpiar los riñones

Remedios para limpiar y fortalecer los pulmones

infusiones medicinales


  


Te puede interesar

Recursos humanos y empleo

consultorio esoterico

Remedios de jugos curativos

Belleza natural

loading...
Remediospopulares.com no tiene fin de lucro y se apoya con donativos brindados por personas como tú. Si todos los que leen donan unos dólares, se obtendrá los fondos necesarios para seguir investigando sobre medicina natural, plantas medicinales y remedios caseros Puede conocer más en www.remediospopulares.com/información.html

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*