Conoce

Zumos con vitamina A (betacaroteno): Propiedades y remedios

  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram

 


La vitamina A fue la primera vitamina en ser descubierta, desde 1913. Veinticuatro siglos atrás, en la antigua Grecia, ya era conocida la importancia de la vitamina A.

En ese entonces, Hipócrates, el padre de la medicina moderna, indicaba a sus pacientes que sufrían de una visión deficiente que comieran hígado de res.

Cuando lo hicieron, pudieron ver mejor, especialmente de noche. Hipócrates no sabía por qué el hígado ayudaba tanto.

Sin embargo, ahora comprendemos que el hígado animal es una rica fuente de vitamina A, y también que los ojos necesitan de mucha de esta vitamina, para funcionar apropiadamente en la oscuridad.

Hoy en día, sabemos más que Hipócrates sobre la importancia que tiene la vitamina A en una amplia gama de funciones orgánicas, que van desde mantener suave la piel hasta protegerle del

Después de que se descubrió la vitamina A, los investigadores creyeron que la única forma de obtenerla era por medio de alimentos de origen animal como el huevo y el hígado, que contienen retinoides de forma natural, o vitamina A preformada. El organismo puede usar esta vitamina A al momento que la recibe.

En 1928, los investigadores descubrieron otra manera de obtener la vitamina A: Comiendo alimentos vegetales que contengan carotenos; las sustancias anaranjadas, rojizas y amarillas que dan a algunos alimentos vegetales su coloración. El más abundante de los carotenos en las plantas es el betacaroteno. El organismo fácilmente convierte el betacaroteno en vitamina A en el intestino delgado, donde las enzimas especiales dividen una molécula de betacaroteno a la mitad, para producir dos moléculas de vitamina A.

Si usted no necesita la vitamina A en este momento, su organismo no convierte el betacaroteno. Entonces, mucha de la vitamina circula en la sangre y entra en las células; el resto se almacena en los tejidos adiposos. En cualquier momento en que el organismo necesita un poco más de vitamina A, el hígado rápidamente convierte el betacaroteno almacenado.

 

Alimentos ricos en vitamina A/betacaroteno

Los alimentos ricos en vitamina A son:
Queso amarillo
Hígado de res
Mantequilla
Queso Cheddar
Hígado de pollo
Huevo
Helado de vainilla
Leche desgrasada
Salmón
Filete de lenguado
Queso suizo
Pez espada
Yogur

Alimentos con betacaroteno son:

Manzana
Duraznos, frescos
Espárragos, cocidos
Plátano
Betabel o remolacha
Brócoli, cocido
Col de Bruselas
Col
Melón
Zanahoria cruda
Coliflor
Granos de maíz
Toronja
Habichuelas verdes
Berza común, cocido
Naranja

Zumos ricos en betacaroteno

Zumo rico en betacaroteno #1
Ingredientes
1/2 taza de brócoli picado
1 taza de jugo de zanahoria
1/4 taza de betabel o remolacha picada

Preparación
Lava, pica y licúa con los ingredientes por unos instantes. Tomar este zumo todos los días.

Zumo rico en betacaroteno #2
Ingredientes
1/2 betabel
1/2 pepino sin cáscara
1 zanahoria

Preparación
Pasa los ingredientes por el extractor. Tomar un vaso de este zumo a diaro

 

Zumo rico en betacaroteno #3
Ingredientes
1/2 taza de col en trozos
2 zanahorias
2 tallos de apio
2 dientes de ajo
2 ramas de perejil
1 betabel
1 manzana

Preparación
Pasa los ingredientes por el extractor, excepto las semillas. Tomar este zumo a diario.

Zumo rico en betacaroteno #4
Ingredientes
1 vaso de jugo de naranja
1 durazno
1/2 taza de melón en trozos

Preparación
Licúa todos los ingredientes hasta obtener una consistencia suave. Bebe poco a poco.

Zumo rico en betacaroteno #5
Ingredientes
1 manzana
1 zanahoria
1/2 pepino

Preparación
Pasa los ingredientes por el extractor. Bebe poco a poco.

 

Vitamina A/betacaroteno como remedio para prevenir enfermedades

Vitamina A/betacaroteno como remedio para prevenir la ceguera nocturna .La vitamina A ayuda a ver mejor en la oscuridad. La retina (capa de células sensibles a la luz que se encuentra al fondo del ojo) contiene grandes cantidades de vitamina A, especialmente en las pequeñas estructuras llamadas bastoncillos que sirven para la visión nocturna.

Si usted no consume suficiente vitamina A, desarrollará ceguera nocturna, lo que significa que no verá bien en la oscuridad o a media luz.

Todos perdemos un poco de nuestra visión, a medida que vamos envejeciendo, pero la vitamina A puede disminuir o incluso prevenir la pérdida de la vista. Si usted se ha dado cuenta de que ya no ve tan bien en la noche, consulte a su oculista para prevenir otros problemas. Si sus ojos están bien, tomar más vitamina A o betacaroteno le será de ayuda.

Vitamina A/betacaroteno como remedio para prevenir las cataratas Las cataratas se forman cuando el cristalino del ojo se nubla, reduciendo o incluso bloqueando completamente la cantidad de luz que entra al ojo. Alguna vez, las cataratas fueron la causa principal de la ceguera. Sin embargo, actualmente una simple y rápida intervención quirúrgica puede arreglar el problema. ¿Pero no sería mejor si las cataratas no se desarrollaran en absoluto? Existe una fuerte evidencia de que una alimentación rica en carotenoides, especialmente en beta-caroteno, ayuda a prevenir las cataratas al eliminar los radicales libres, antes de que puedan lesionar al cristalino del ojo.

Vitamina A/betacaroteno como remedio para prevenir la degeneración macular relacionada con la edad (DME). La mácula es un pequeño grupo de células muy sensibles en el centro de la retina. Ésta es esencial para tener una visión aguda. Conforme uno envejece, la mácula empieza a degenerarse causando la pérdida de la visión y eventualmente la ceguera.

La DME es la causa principal de ceguera en personas de más de 65 años, y cerca de 30% de los estadounidenses de más de 75 años la padecen. ¿Qué hay con el otro 70%? Es probable que coman una mayor cantidad de alimentos ricos en betacaroteno. De acuerdo con un estudio, comer tan sólo una ración al día de alimentos ricos en betacaroteno podría reducir las probabilidades de tener DME en 40%.

Vitamina A/betacaroteno como remedio para prevenir la piel seca y escamosa Las células de la piel crecen rápidamente; la piel externa cambia completamente en sólo cuatro semanas. Todas las células que crecen rápidamente, incluyendo las de la piel, necesitan mucha vitamina A. Un síntoma inicial de una deficiencia de vitamina A es que la piel se torna dura, seca y desprende escamas.  Un estudio reciente muestra que tomar vitamina A podría aminorar en 70% las posibilidades de tener carcinoma basal en las células, el tipo más común de cáncer en la piels

Vitamina A/betacaroteno como remedio para prevenir los trastornos del corazón  La gente que come alimentos ricos en beta-caroteno definitivamente está menos propensa a sufrir ataques al corazón e infartos. Por ejemplo, en un importante estudio realizado entre algunas enfermeras, las que comían más alimentos con betacaroteno tenían 22% menos ataques al corazón que las que comían menos. A las que comían más betacaroteno les iba mejor en cuanto a los infartos, pues los casos eran 40% menos.

Vitamina A/betacaroteno como remedio para fortalecer el sistema inmunológico El poder antiinfeccioso de la vitamina A se conoce desde que fue descubierta. Actualmente, la vitamina A se usa para mejorar la inmunidad en algunos casos; y ciertos descubrimientos muy alentadores sugieren otros usos en el futuro.

En este sentido, se ha comprobado que tomar más vitamina A ayuda a los niños a recuperarse del sarampión más rápidamente y con menos complicaciones. También parece que ayuda a los bebés cuando presentan infecciones respiratorias

 

Conozca también

Remedios para la hepatitis

Remedos para la pancreatitis

La alcachofa: Un remedio natural para el hígado

Remedios naturales para el higado graso

¿Cómo desintoxicar el organismo?

Las curas depurativas

Dieta para las personas con problemas en la vesícula biliar

bblognuestros-remedios-na

 


  


Te puede interesar

Recursos humanos y empleo

consultorio esoterico

Remedios de jugos curativos

Belleza natural

loading...

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*