Conoce

Remedios con cuasia para piojos, hígado graso y más

  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram

La cuasia, cuassia o quacia es un arbusto de la famlia de las simarubáceas que alcanza entre 3 y 8 metros de altura.

Las hojas están compuestas por 5 foliólos acuminados con el borde entero; poseen un largo pecíolo, que es ligeramente alado.

En cuanto a sus flores, ésta son de forma tubular de color rojo o rosada, dispuestas en racimos terminales; el fruto se encuentra formado por 4 o 5 drupas, unidas en un receptáculo carnoso de color rojo o verde que, al madurar, torna a un color negro

Las semillas de cuasia pierden su capacidad de germinación si se secan, por lo que deben plantarse antes de dos semanas desde su obtención.

La cuasia, el cual abunda en ciertas provincias del Brasil, prefiere suelos arenosos a suelos arcillosos y con gran cantidad de agua. En estado natural, se halla en localizaciones con una pluviosidad muy alta, tas plántulas necesitan una alta cantidad de luz para un desarrollo óptimo. Se puede propagar por esquejes; el porcentaje de enrizamiento es muy alto y se produce en menos de un mes. ta calidad y cantidad de floración se encuentra relacionada con la cantidad de insolación.

La parte más empleada es la corteza del tronco y de la raíz; se extrae la corteza de las ramas y se deja secar al sol, en un lugar bien ventilado.

Las astillas se maceran en diversos alcoholes para la elaboración de licores. No se conocen más usos gastronómicos por su fuerte amargor.

 

Propiedades curativas

Cuassia era el nombre del nativo de la Guyana que reveló el uso febrífugo de este arbusto para curar a un soldado holandés que le había defendido.

Sus propiedades eran ampliamente conocidas por las tribus indígenas; lo empleaban para combatir la malaria o las fiebres, mientras que las hojas se usaban en la extracción de dientes y como tratamiento del sarampión.

Se introdujo en Europa a través de Suecia durante el siglo XVIII y, a inicios del siglo XIX, se aisló su componente principal, la quassina, que se reveló como eficaz en la estimulación de las glándulas salivares y los jugos gástricos.

Se encuentra reconocida por la farmacopea francesa y, actualmente, se siguen realizando estudios sobre sus propiedades antitumorales, como remedio para la malaria y cura de las úlceras gástricas.

Es un remedio popular como febrífugo en estados de fiebres tropicales. Tiene alta capacidad diurética, por lo que se usa para la eliminación de toxinas o en periodos de retención de líquidos.

Se considera un buen aperitivo, al incrementar la producción de jugos gástricos y aumentar el apetito. Se usa para problemas de anorexia o digestiones lentas. Tiene propiedades vermífugas y facilita la expulsión de los oxiuros y otros parásitos.

 

Remedios populares

Remedio con cuasia para los parásitos intestinales Hervir 2 cucharadas de corteza de cuasia en 1/2 litro de agua y hervir por 10 minutos.  Aplicar en forma de edema para limpiar los intestintos de lombrises.:

Remedio con cuasia para la fiebre Hervir en litro de agua que contenga 10 oz de corteza de cuasia por 10 minutos.  Dejar refrescar y colar.  Tomar a lo largo del día o hasta que la fiebre ceda.

Remedio con cuasia para mejorar la digestión Colocar tres gramos de cuasia en maceración en 1/2 litro de agua o vino por 15 días. Una vez macerado, es decir pasados estos días, se toma una copita antes, o si se quiere después de las principales comidas. Presta excelentes resultados en los enfermos de cálculos del hígado y ríñones, haciendo expulsar dichas piedras. Aumenta las fuerzas en los debilitados

Remedio con cuasia para los piojos: Verter en 560 ml de agua que esté hirviendo 25 g de hojuelas de cuasia. Dejar en reposo por 12 horas y al día siguiente hervir por 15 minutos. Lavar el cabello con champú, enjuagar y usar un peine fino. Finalmente, aplicar la preparación de cuasia colado en todo el cabello.

Remedio con cuasia para el hígado graso:  Verter en una taza de agua 1 cucharada de flor de cuasia picada  y hervir por 5 minutos.  Tomar una taza todos los días por una semana.  Este remedio ayuda a desintoxicar el hígado graso.  Luego, se puede tomar 3 veces por semana.  Este remedio también se puede usar para activar el hígado perezoso o lento.

 

Precauciones

No deben tomar la quasia las mujeres durante el período de la menstruación porque produce cólicos uterinos.

 

Conozca también

Remedios para limpiar y depurar la vesícula

Té de kombucha: Remedio antiguo para muchas dolencias

Remedios para depurar el páncreas

Remedios para la limpieza del colon

Remedios para desintoxicar el hígado

Remedio para limpiar los riñones

infusiones medicinales

Te puede interesar

Recursos humanos y empleo

consultorio esoterico

Remedios de jugos curativos

Belleza natural

loading...
Remediospopulares.com no tiene fin de lucro y se apoya con donativos brindados por personas como tú. Si todos los que leen donan unos dólares, se obtendrá los fondos necesarios para seguir investigando sobre medicina natural, plantas medicinales y remedios caseros Puede conocer más en www.remediospopulares.com/información.html

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*