Conoce

Remedios depurativos

  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram


La ciencia moderna nos está haciendo ver que, en los entornos tóxicos y estresantes de nuestros tiempos, el futuro de la sanidad tendrá como pilar fundamental una dieta a base de alimentos integrales y la limpieza o depuración del cuerpo.

El objetivo de la depuración es liberar y eliminar las toxinas que se acumulan en el colon y en las células de grasa del cuerpo, ya que, de no hacerlo, estas toxinas vuelven a entrar en el torrente sanguíneo y circulan de nuevo por el organismo. Por eso se puede producir diarrea, dolores de cabeza, irritabilidad y catarros con mucha frecuencia.

Después de una depuración de entre 5 y 10 días, la mayoría de las personas se sienten más tranquilas, con sensación de bienestar, de claridad mental y de energía.

El régimen depurativo puede consistir en una dieta restringida a base de sopas de verduras, ensaladas crudas frescas, cereales integrales y otros alimentos ricos en fibra, zumos de fruta limitados, zumos de verduras, infusiones de plantas medicinales, bebidas batidas y tisanas medicinales.

 

Plantas depurativas

Las plantas medicinales que indicamos a continuación apoyan a las células, a los órganos y al proceso general de eliminación y limpieza.

Cardo mariano. La semilla de cardo mariano contiene algunos de los compuestos más potentes para la limpieza y protección del hígado que se conocen.

Pimienta de cayena. Estimula la circulación de la sangre, purifica la sangre, expulsa la mucosidad y fomenta la eliminación de líquidos y la sudoración. Prepara zumos de chiles frescos con otras frutas, verduras y plantas medicinales depurativas, o empléalos secos en tisanas.

Raíz de acedera silvestre. La acedera silvestre, planta medicinal depurativa que favorece al hígado, a las glándulas linfáticas y al sistema digestivo, es un laxante poderoso. Se puede combinar con otras plantas medicinales cuando se emplea para depurar.

Raíz de astrágalo Planta medicinal tónica y potenciadora de la inmunidad, que se puede emplear en sopas de verduras y mezclar con los zumos. Emplear astrágalo seco en las tisanas.

Raíz de bardana. La bardana, limpiadora de la sangre y de la piel, estimula el flujo de la orina y la sudoración al tiempo que apoya al hígado, a las glándulas linfáticas y al sistema digestivo. Emplea la raíz fresca o las hojas en zumos o en sopas de verduras. Prepara las tisanas con bardana seca.

Raíz de diente de león  El diente de león, planta muy extendida, limpia el hígado y la sangre, filtra las toxinas, tiene un leve efecto laxante y aumenta el flujo de orina. Incluyelo en bebidas batidas con frutas o verduras, añade la raíz fresca o las hojas a los zumos o emplea la raíz seca en sustitutos del café y en tisanas.

Raíz de equinácea  La equinácea, que se puede comprar seca, entera o cortada, o fresca en otoño, ayuda a estimular el sistema inmunitario, limpiando a la vez el sistema linfático.

Raíz de jengibre  El jengibre ayuda a eliminar las toxinas estimulando la circulación y la sudoración. Es muy fácil de encontrar; se emplea en zumos sanadores y se añaden sus ralladuras a las tisanas de apoyo y a los sustitutos del café.

Regaliz  El regaliz, con su suave efecto laxante, suele incluirse en las tisanas limpiadoras de apoyo. Sin embargo, no tomar en caso de tener presión arterial alta.

Saúco Favorece la desintoxicación fomentando la motilidad intestinal, la diuresis, la sudoración y la mucosidad.

A continuación se presenta una serie de remedios depurativos que pueden ayudar en el proceso de limpiar el organismo.

 

Remedios depurativos

Remedio depurativo #1: Verter 1 cucharada de semilla de cardo mariano en una taza de agua que esté hirviendo.  Tapar y dejar refrescar.  Tomar 2 tazas al día por una semana.

Remedio depurativo #2: Verter 30 gramos de raíz de bardana seca  en 1 litro de agua.  Hervir por 10 minutos.  Colar y tomar a lo largo del día por una semana.  Este remedio no sólo depura el organismo sino que su utilización prolongada produce un efecto calmante y hace la sangre más fluida, lo que es muy interesante para combatir la arteriosclerosis y la presión alta.

Remedio depurativo #3: Consumir de 3 a 10 dientes de ajo crudo al día, partidos en pequeños pedacitos y tragados con agua o mezclados con las comidas. Este remedio es un gran antiséptico del intestino y precioso depurativo.

Lea también: Remedios para la intoxicación debido a la exposición prolongada a un químico.

Remedio depurativo #4: Preparar un baño con un puñado de flores de heno, trébol rojo o grama de olor y alfalfa el cual tiene un gran efecto depurativo de la piel.

Remedio depurativo #5: Realizar un cocimiento breve de 1 cucharadita de corteza de condurango en una taza.  Tomar tres al día, antes o después de las comidas.  Este remedio es un excelente depurativo, indicado también para combatir las impurezas de la piel.

Remedio depurativo #6: Efectuar un cocimiento de 15 gr. de raíz desecada o fresca de escorzonera, hervida durante 5 ó 7 minutos en un litro de agua y endulzado con miel. Este remedio limpia la sangre.

Remedio depurativo #7: Verter en una cazuela que contenga 1 litro de agua 1 cucharada raíz de diente de león picada,  1 cucharadita regaliz picado y 1 cucharadita de ginseng picado y poner a fuego medio-alto.  Cuando llegue el hervor, cubrir la cazuela, bajar el fuego y dejar cocer a fuego lento 15 minutos. Apartar del fuego y dejar reposar 5 minutos. Colar y tomar a lo largo del día por 10 días.

Remedio depurativo #8: Mezclar, a partes iguales, raíz de bardana picada,  raíz de diente de león picada, raíz de acedera silvestre picada,  hojas de ortigas, flores de trébol rojo y raíz de jengibre picada, extraer 1 cucharada y verter en una taza de agua.  Hervir por 5 minutos. Colar la tisana y servirla.  Tomar 1 taza 3 veces al día por 10 días.  Este remedio es rico en minerales que estimula el intestino, el hígado, los ríñones y las glándulas linfáticas. También ayuda a la limpieza y al equilibrio hormonal.

Remedio depurativo #9 Poner un puñado de hojas fresca de ortiga  y otro de ajo de oso y, previamente lavadas, en una licuadora junto con un poco de agua.  Licuar por unos instantes.  Beber 1 vaso al día en ayunas durante 15 días.  Este jugo también resulta ideal en el caso de las curas de primavera.

 

Recomendaciones

Tomar de 8 a 10 vasos de agua pura al día y consumir solo frutas, verduras, plantas medicinales y cereales, ecológicos todos ellos, al tiempo que es necesario abstenerse de las grasas (sobre todo los fritos, las carnes rojas y los lácteos), del alcohol, de los refrescos, de la cafeína, de los alimentos refinados y del azúcar y otros edulcorantes.

Evitar ayunas y depuraciones si se padece de enfermedades degenerativas crónicas o de las que tengan hipertiroidismo o anemia, y de las mujeres embarazadas o lactantes.

 

Conozca también

Remedios para acelerar el metabolismo

Remedios para la insuficiencia renal

Remedios naturales para el higado graso

Remedios para limpiar o purificar la sangre

La alcachofa: Un remedio natural para el hígado

Remedios naturales para la inflamación del bazo

Los tés e infusiones en los remedios caseros

Zumos combinados con plantas medicinales

remedios

Te puede interesar

Recursos humanos y empleo

consultorio esoterico

Remedios de jugos curativos

Belleza natural

loading...
Remediospopulares.com no tiene fin de lucro y se apoya con donativos brindados por personas como tú. Si todos los que leen donan unos dólares, se obtendrá los fondos necesarios para seguir investigando sobre medicina natural, plantas medicinales y remedios caseros Puede conocer más en www.remediospopulares.com/información.html

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*