Conoce

Jugos para aumentar las defensas del organismo

  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram

El sistema inmunitario es uno de los sistemas más complejos del cuerpo humano. Aunque hay aspectos de su funcionamiento que no están bien explicados por la ciencia médica y se basan todavía en deducciones, las líneas generales de su estructura son lo bastante claras para poder elaborar un esquema razonablemente completo de este sistema defensivo.

Se denomina sistema inmunitario al conjunto de mecanismos por el que el cuerpo distingue lo que es propio y le pertenece de lo que es extraño y ajeno a él.   Es decir, el sistema inmunitario protege el cuerpo y lo defiende de aquellos agentes extraños a él como virus, las bacterias, los parásitos y los hongos.

Las células con las que nacemos y las que vamos fabricando al crecer, son nuestras propias células y el sistema inmunitario las reconoce como tales. En cambio, rechaza todo lo que no es nuestro. Así, las bacterias y los virus son agentes extraños al cuerpo y el sistema inmunitario reacciona contra ellos. También son reconocidas como agentes extraños las células de un tumor, al igual que las células que entran en contacto con nuestro cuerpo y no son nuestras (como sucede, por ejemplo, en los trasplantes).

Todos esos elementos extraños, extranjeros en nuestro organismo, reconocidos como tales y rechazados por el sistema inmunitario, reciben el nombre genérico de antígenos. La comida, aun estando formada por sustancias distintas de nuestro cuerpo, sufre un proceso de transformación y asimilación que le permite ser aceptada como propia antes de ser absorbida.

El sistema inmunitario tiene dos facetas: puede reaccionar contra cualquier cosa extraña sin distinguirla ni haber estado en contacto con ella previamente: es el sistema inmunitario inespecífico-, o bien puede reaccionar contra elementos extraños que ya han estado antes en contacto con el cuerpo: es el sistema inmunitario específico. Los principales (pero no los únicos) componentes del primero son las células fagocíticas. Los principales componentes del segundo son los linfocitos y las inmunoglobulinas o anticuerpos.

Cuando el sistema inmunitario no está en plena forma, no es capaz de resistirse a estos agentes patógenos. El equilibrio en todos los aspectos de la vida (alimentación, ejercicio, perspectiva mental, actividad social y espiritualidad] contribuye a proteger el sistema inmunitario y a su buen funcionamiento.

 

Alimentos que ayudan a reforzar el sistema inmunitario

Los alimentos integrales.

Las frutas (especialmente cítrico como la naranja, mandarina, etc.) y verduras frescas, crudas y ecológicas, que aportan las vitaminas, los minerales, las enzimas digestivas y los antioxidantes necesarios para la buena salud del sistema inmunitario.

Los cereales integrales.

Los ácidos grasos esenciales, que se encuentran en las legumbres, en los frutos secos y en el pescado azul (como el salmón, la caballa, las sardinas y el atún), y que son necesarios para el desarrollo de las células y para su mantenimiento.

La ingesta de líquidos (bebe al menos ocho vasos grandes de agua, de zumos o de tisanas al día).

 

Jugos para elevar las defensas del organismo

Jugos para aumentar las defensas del organismo #1
Ingredientes
1 rebanada de piña, cortada en tiras largas
2 naranjas
1 lima

Preparación
En la licuadora, extraer el zumo de la piña, las naranjas y la lima. Revolver y servir en un vaso.

Desechar la médula blanca y las semillas de las naranjas y de la lima antes de extraerles el jugo. Tomar este zumo a diario especialmente en la época del año donde más resfriado y gripe se presentan.

Jugo para aumentar las defensas del organismo #2
Ingredientes
1 naranja
2 pomelos, cortados para que entren por el tubo
1 limón

Preparación
En la licuadora, extraer el zumo de la naranja, los pomelos y el limón. Si se quiere añadir stevia, mezclarla al gusto, revolviendo, y servir en un vaso.

Al pelar la naranja, retirar la médula blanca y las semillas. Tomar este zumo a diario especialemnte en la mañana.

Quizás te interese conocer recetas de infusiones antigripales

Jugo para aumentar las defensas del organismo  #3
Ingredientes
1 naranja
1 lima
1 limón

Preparación
En la licuadora, extraer el zumo de la naranja, la lima y el limón. Revolver y servir Tomar este zumo de inmediato especialmente en la mañana.

Jugo para aumentar las defensas del organismo #4
Ingredientes
1 granada
2 naranjas
1 manzana
1 zanahoria

Preparación
En la licuadora, extraer el zumo de los granos de la granada, las naranjas, la manzana y la zanahoria. Revolver y servir en un vaso. Beber todos los días.

Jugo para aumentar las defensas del organismo #5
Ingredientes
3 naranjas
1 zanahoria
1 tazón de arándanos rojos enteros, frescos o congelados
1 cucharadita de canela molida

Preparacón
En la licuadora, extraer el zumo de las naranjas, la zanahoria y los arándanos rojos. Mezclar con la canela revolviendo y servir en uno o dos vasos. Tomar un vaso de este zumo a diario.

Jugo para aumentar las defensas del organismo #6
Ingredientes
1 nectarina sin semilla y partida en cuartos
1/2 naranja pelada y en gajos
1/2 toronja pelada y en gajos

Preparación
Ponga la nectarina, la naranja y la toronja una a la vez en el exprimidor y procéselas. Servir en un vaso y agregar, si se desea, un poco de agua mineral. Tomar este zumo a diario.

Jugo para aumentar las defensas del organismo #7
Ingredientes
1 mango pequeño
2 naranjas
1 mandarina

Preparación
Extraer el jugo de las naranjas y la mandarina e integrarlas en la licuadora junto con el mango picado. Licuar por unos instantes. Tomar este zumo de inmediato una vez al día.

 

Recomendaciones

Reducir el consumo de carne no ecológica que, por lo general, contienen antibióticos y hormonas esteroides, que disminuyen la inmunidad.

Evitar el exceso de grasa animal, que deteriora la inmunidad.

Evitar los antibióticos y los corticosteroides. Aunque estos medicamentos nos pueden salvar la vida, su abuso puede agotar el sistema inmunitario, acarreando problemas de salud más complejos.

Evitar los alimentos refinados, procesados o conservados, así como los refrescos, que trastornan los niveles de minerales, con lo que se metabolizan mal los ácidos grasos esenciales.

Reducir el azúcar, que agota las vitaminas y los minerales, perjudica al sistema inmunitario y fomenta las infecciones por levaduras.

Evitar el consumo de aditivos alimentarios y los pesticidas que se suelen encontrar en los alimentos no ecológicos.

Evitar la margarina, los aliños para ensalada y los aceites de cocina, salvo el aceite de oliva virgen extra y algunos otros aceites extraídos por presión en frío.

Evitar los nitratos presentes en el bacon y en las salchichas, que se convierten en sustancias tóxicas en el organismo.

 

Conozca también:

Remedios naturales para los resfriados

Remedios caseros para la gripe

Remedios naturales para el sida o síndrome de inmunodeficiencia adquirida

Antibióticos naturales

Propóleos: Medicina natural proveniente de las abejas

Los tés e infusiones en los remedios caseros

jugos curativos


  


Te puede interesar

Recursos humanos y empleo

consultorio esoterico

Remedios de jugos curativos

Belleza natural

loading...
Remediospopulares.com no tiene fin de lucro y se apoya con donativos brindados por personas como tú. Si todos los que leen donan unos dólares, se obtendrá los fondos necesarios para seguir investigando sobre medicina natural, plantas medicinales y remedios caseros Puede conocer más en www.remediospopulares.com/información.html

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*