Conoce

Remedios para los golpes en la cabeza en bebés y niños

  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram

Aunque la mayoría de los golpes carecen de importancia y son muy habituales en los niños, pueden producir lesiones graves si se trata de golpes fuertes o caídas desde cierta altura.

Su mayor importancia radica en que pueden ocasionar fracturas, hemorragias internas o heridas abiertas que si no se curan a tiempo, pueden infectarse.

En el caso de los golpes en la cabeza, la situación aún se puede tornar más delicada.  Este tipo de golpe,  por lo general, causa un sangrado profuso (ya que el cuero cabelludo cuenta con numerosos vasos anguíneos)

Además una caída desde una altura o un fuerte golpe en la cabeza provocado por un objeto pesado o un cabezazo contra una arista, pueden provocar lesiones en la cabeza.

Hay que tener en cuenta que cuando se habla de lesiones en el cráneo, se incluyen también aquellas que se producen en la cara, de ahí que, por ejemplo, un fuerte golpe en la frente, en la nariz o en la mandíbula pueda causar un trauma craneal.

Debido a ello, cualquier lesión que se produzca en esta zona debe tenerse siempre en consideración, ya que puede dar lugar a una conmoción cerebral e incluso a una fractura de cráneo.

Aunque no sangre, hay que vigilar el estado del niño en las siguientes 24-48 horas pues, si el golpe es importante, pueden generarse horas más tarde, en el interior del cráneo, hematomas, hemorragias y otras lesiones que comportan graves riesgos.

El signo más preocupante es la pérdida de consciencia, en cuyo caso es siempre necesario acudir al médico para que lo mantenga en observación. En caso de que se haya producido fractura craneal, puede producirse presencia de  líquido incoloro (líquido cefalorraquídeo) que saldrá por las orejas, la boca o la nariz.

También puede aparecer estrabismo, una sordera repentina y pérdida de equilibrio. En el caso de los traumas faciales, el más frecuente es la fractura del tabique nasal (se produce’hinchazón y hemorragia nasal).

El traumatismo cráneo-encefálico se reconoce por la pérdida de conocimiento (musculatura flácida, rostro pálido y frío, respiración breve y rápida…). También pueden producirse vómitos, vértigos o dificultad en los movimientos. Todos estos síntomas pueden aparecer horas después del accidente o golpe.

Un dato muy importante a recordar es que un sueño «demasiado fácil» y prolongado puede ser síntoma de conmoción cerebral, en cuyo caso hay que llamar inmediatamente al médico.

 

Remedios populares

Remedio para los golpes en la cabeza en bebés y niños #1: Poner una bolsa con hielo envuelta en una toalla o un lienzo en la hinchazón durante algunos minutos en caso de que la única lesión visible sea un chichón y no vaya acompañado de otros síntomas. 

Remedios para los golpes en la cabeza en bebés y niños #2: Lavar una cebolla, partir en dos y fortar una de las partes en la zona afectada

Remedio para los golpes en la cabeza en bebés y niños #3: Aplicar tintura de árnica, mediante una bolita de algodón o un paño limpio.  No usar árnica en caso de existir una herida abierta.

 

Recomendaciones

Verificar inmediatamente si el llanto del niño es fruto del susto o si le duele algo concreto.

Llamar al servicio médico de emergencia si sospecha que su hijo tiene una lesión seria en la cabeza.  Mientras espera la ambulancia, tome las siguientes medidas:

  • No mover a su hijo, a menos que sea absolutamente necesario.
  • No agite ni levante al niño.
  • No retirar, en caso que el golpe en la cabeza involucre una herida, algún objeto que esté atorado en la herida o que salga de la zona del cráneo y de la cabeza.
  • Revisar los signos vitales (ABC), vías aéreas libres, la respiración y la circulación. Si es necesario, iniciar la respiración artificial, RCP, y/o control de hemorragia.
  • Tratar de mantener al niño calmado y quieto.
  • No aplicar presión directa a ninguna herida sangrante en la zona de la cabeza en caso de sospechar que su hijo tiene fractura de cráneo.
  • Inclinar hacia adelante su hijo si esté vomita y sostener su cabeza para que no se ahogue. No lo siente, si sospecha que el cuello está lesionado. Sólo sosténgale la cabeza y el cuello y ruédelo hacia un lado.

 

Conozca también

Remedios para el dolor de cabeza

Remedios para la meningitis

Remedios para los cólicos en los niños

Remedios para el crup

Remedios para la dentición en los niños

bannerhijosconsalud2

Te puede interesar

Recursos humanos y empleo

consultorio esoterico

Remedios de jugos curativos

Belleza natural

loading...
Remediospopulares.com no tiene fin de lucro y se apoya con donativos brindados por personas como tú. Si todos los que leen donan unos dólares, se obtendrá los fondos necesarios para seguir investigando sobre medicina natural, plantas medicinales y remedios caseros Puede conocer más en www.remediospopulares.com/información.html

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*