Conoce

Remedios con álsine o pamplina para adelgazar, piel y más

  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram

El álsine o pamplina pertenece a la familia Caryophyllaceae o del clavel. Existen unas 25 especies de Stellaria. Es originaria de Europa y se ha adaptado en todo el mundo a suelos fértiles y ricos en minerales. Crece en lugares húmedos y sombríos, en los jardines, cerca de las viviendas y en los márgenes de los bosques.

Esta planta suele encontrarse bajo la sombra de los robles. Persiste durante todo el año y puede germinar hasta cinco veces en una estación.

El álsine es una planta delicada, suculenta y baja, que crece a partir de una raíz delgada. Sus tallos pueden extenderse por el suelo formando matas densas de pocos centímetros de altura.

Las hojas son ovaladas y de color verde claro, y por la noche se cierran para protegerse de los insectos. Las flores son pequeñas y blancas, se abren con la luz del sol y se cierran los días nublados y por la noche.

Se recogen las plantas jóvenes antes o durante la floración y durante todo el año. Si se cortan los tallos con tijeras, se estimula el crecimiento de nuevas ramas. La planta recién cortada se conserva durante varios días en la nevera.

La planta fresca se puede comer en ensalada o cocida muy ligeramente al vapor en potaje. El álsine tiene un sabor suave, por lo que se pueden añadir otras verduras para reforzar el sabor del potaje.

 

Propiedades curativas

Toda la planta es comestible. Los tallos y las hojas se emplean en preparaciones medicinales. Sin embargo, los fitoterapeutas no están de acuerdo en la potencia medicinal del álsine.

Tomado en infusión, actúa internamente calmando la inflamación de los sistemas digestivo y respiratorio. Se ha empleado para tratar la bronquitis, la pleuresía, la colitis, la gastritis, el asma y la faringitis. La acción diurética de la planta ayuda a eliminar las toxinas del organismo y reduce la retención de líquidos.

El álsine contiene mucílago, saponinas, sílice, cu-marinas, flavonoides (incluyendo el glucósido rutina) y ácido carboxílico. La planta es rica en minerales, como hierro y cobre, y vitaminas A, B y C.
Si se utiliza fresco, el álsine es beneficioso en forma de emplasto para mejorar el dolor muscular, reumático y tratar los forúnculos y los abscesos.

La planta también se puede utilizar para extraer aguijones de insectos y eliminar las verrugas. Acelera la curación de heridas y cortes. Sus cualidades emolientes mejoran el picor y la irritación del eccema y la psoriasis. Se puede añadir en infusión al agua del baño para suavizar la piel irritada. También alivia las hemorroides inflamadas y dolorosas.

Otra especie de álsine, Stellaria dichotoma, se usa en medicina china para detener la hemorragia nasal, reducir las reglas abundantes y la fiebre. La especie Stellaria álsine también se utiliza en medicina china para tratar resfriados, mordeduras de serpiente y lesiones traumáticas.

 

Remedios populares

Remedio con álsine o pamplina para la eczema: Se añaden 60 g de tallos y hojas frescas de álsine a un envase con 2,5 tazas de agua no clorada a punto de ebullición. Se cubre y se deja en infusión durante unos 10 minutos. Se cuela y se guarda unos dos días en un envase cerrado en la nevera.  Se emplear para lavados cutáneos o como aditivo para el baño, con el fin de reducir el picor causado por eczema.

Remedio con álsine o pamplina para el sarpullido por calor: Hervir un puñado de hojas de álsine en un litro de agua y lavar la parte afectada con esta preparación.  Si el área es muy extensa, doblar la cantidad.

Remedio con álsine o pamplina para la psoriasis: Se preparan tallos y hojas frescas cortadas en suficiente cantidad para cubrir la zona afectada. Se rocía la planta con agua y se coloca sobre el área. La masa de plantas se cubre con una tira de gasa de algodón para mantener el emplasto en su sitio. Cuando se retira la gasa, la planta se puede cocer a fuego lento con agua o una mezcla a partes- iguales de agua y vinagre durante unos cinco minutos. Cuando la mezcla se enfría, se puede aplicar sobre la piel.

Remedio con álsine o pamplina para adelgazar: Hervir 1 cucharada de hojas de álsime y otra de hojas de boldo en una taza de agua por 5 minutos.  Colar y tomar, aún caliente (que que no queme) preferiblemente en la mañana.

Remedio con álsine o pamplina para hemorroides: Se mezclan 120 g de planta fresca cortada muy fina de álsine con medio litro de coñac, ginebra o vodka en un envase de cristal. El alcohol debe ser suficiente para cubrir todas las partes de la planta. La mezcla se deja apartada de la luz durante unas dos semanas, y se agita varias veces al día. Se cuela y se guarda en un recipiente de cristal cerrado herméticamente. La dosis habitual es de 3 gotas de la tintura mezclado en una taza de agua tres veces al día.

 

Precauciones

El polen de la planta puede agravar la rinitis alérgica. El álsine se considera seguro para uso externo. No se han descrito problemas para la salud cuando la planta se toma a las dosis terapéuticas indicadas.

 

Conozca también

Remedios para limpiar y depurar la vesícula

Té de kombucha: Remedio antiguo para muchas dolencias

Remedios para depurar el páncreas

Remedios para la limpieza del colon

Remedios para desintoxicar el hígado

Remedio para limpiar los riñones

Remedios para limpiar y fortalecer los pulmones

remedios adelgazar


  


Te puede interesar

Recursos humanos y empleo

consultorio esoterico

Remedios de jugos curativos

Belleza natural

loading...

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*