Conoce

Remedios para los espolones óseos

  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram


Los espolones óseos consisten en crecimientos anormales en los extremos de los huesos que afectan, por lo general, aquellos que soportan más peso y la columna vertebral.

La artrosis es una de sus prncipales causas aunque también las personas que, por su oficio, deben mover objetos pesados de un lugar a otro, atletas y las bailarinas pueden sufrirlo.

Como existe un rozamiento contra otros huesos, vasos sanguíneos o nervios que se encuentran alrededor de ellos, los espolones óseos pueden causar desde un malestar ligero hsata un dolor intenso. 

Los espolones en zonas concretas de la columna vertebral pueden causar dolor en una zona específica. Los que se localizan en las vértebras superiores del cuello (región cervical) pueden causar rigidez y dolor en la espalda y el cuello.

Los espolones localizados en los pies pueden ser especialmente dolorosos. Los espolones óseos se presentan con mayor frecuencia en el talón (espolón calcáneo), pero se pueden encontrar en cualquier otra parte del pie que haya sido sometida a presión. Este trastorno puede deberse al uso de zapatos inadecuados o a la herencia.

La mayoría de espolones óseos producen dolor debido a su movimiento contra los nervios u otros huesos. La presencia de dolor o rigidez en la espalda y el cuello, o temblores en las manos, los brazos o el cuello pueden indicar la presencia de espolones óseos en la columna vertebral.

Los dolores de cabeza y los vértigos también pueden ser un síntoma de este trastorno, al igual que la incapacidad para que la persona se mantenga en equilibrio.

 

Remedios populares

Remedio para los espolones óseos #1: Verter 1 cucharada de hojas de fresno en una taza de agua que esté hirviendo.  Tapar y dejar refrescar.  Colar y tomar hasta 2 tazas días con el fin de reducir el dolor que, en ocasiones, se siente cuando se sufre de un espolón óseo.

Remedio para los espolones óseos #2: Hervir 2 cucharadas de humagón en una taza de agua por 5 minutos.  Cubrir y dejar refrescar.  Filtrar y beber 1 taza al día.

Remedio para los espolones óseos #3: Hevir 2 cucharada de hojas de ulmaria en medo litro de agua pro 10 minutos.  Tapar y dejar refrescar.  Colar y tomar a lo largo del día.

Remedio para los espolones óseos #4:  Verter 1 cucharada de corteza de sauce, previamente lavado y picado, en una taza de agua y hervir por 5 minutos.  Tapar y dejar refrescar.  Colar y tomar 2 veces al día.

Remedio para los espolones óseos #5: Hervir 1 cucharada de raíz de harpagofito, peviamente lavado y picado en una taza de agua durante 5 minutos.  Cubrir y dejar en resposo.  Filtrar y tomara 2 veces diarias (una en la mañana y otra en la noche).

Remedio para los espolones óseos #6: Mezclar, a partes iguales, flor de amapola, flor de saúco, hojas de melisa, flor de tilo, paulinia y verónica.  Extraer 1 cucharada de la mezcla y verter en una taza de agua.  Dejar e infusión. Colar y beber 2 veces al día.

Remedio para los espolones óseos #7: Verter 2 cuchardas de raíz de jengibre picado en una taza de agua y hervir por 5 minutos.  Dejar en reposo y colar.  Tomar 3 veces al día.

Remedio para los espolones óseos #8: Verter en las comidas 1 cucharadita de cúrcuma a diario.

Remedio para los espolones óseos #9: Aplicar un par de hojas de col, previamente hervidas y machacadas, y aplicar a modo de cataplasma, de tibia a caliente, sobre la zona afecta.

Remedio para los espolones óseos #10: Cocer unas hojas de gordolobo en 1 litro de vino blanco durante 3 minutos. Dejar reposar por 10 minutos y retirar las hojas del líquido.  Luego, hacer una pasta con ellas y añadirle la yema de un huevo crudo.  Mezclar bien la masa y poner en un paño o tela. Aplicar sobre la zona afectada 2 o 3 veces al día.

 

 

Recomendaciones

Mantener el peso adecuado de acuerdo con el tamaño y la talla, pero si se está en sobrepeso, es necesario perder kilos, ya que ayuda a aliviar el dolor causado por los espolones óseos.  Esto se debe al hecho que a mayor peso se incrementa el  estrés en las articulaciones y el dolor.

Quizá te interese conocer remedios para el dolor en el talón

Realizar ejercicios como la natación y caminar pueden ayudar a que la zona afecta pueda ganar, con el tiempo, mayor flexibilidad y movilidad.

Acudir a un profesional del área de la fisioterapia para ayudar a ganar má movimiento en lel área afectada.

Practicar terapias alternativas como yoga, meditación e hipnosis para lograr la relajación del cuerpo. y  reforzar los músculos.

 

Conozca también

Automasajes con pelota para la salud

Remedios para las muñecas doloridas o dolor de muñecas

Remedios para la artrosis

Remedios naturales para la gota

Dieta para la artritis y la artrosis

Remedios caseros para el reumatismo

Remedios para la bursitis

Remedios para la fascitis plantar

Los antiinflamatorios naturales

¿Qué dolencias puede ocasionar la mala postura?

Los beneficios de los ácidos grasos Omega 3

bblogrartritis325x225

Te puede interesar

Recursos humanos y empleo

consultorio esoterico

Remedios de jugos curativos

Belleza natural

loading...
Remediospopulares.com no tiene fin de lucro y se apoya con donativos brindados por personas como tú. Si todos los que leen donan unos dólares, se obtendrá los fondos necesarios para seguir investigando sobre medicina natural, plantas medicinales y remedios caseros Puede conocer más en www.remediospopulares.com/información.html

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*